martes, 25 de febrero de 2014

El Predicador de Harold Robbins - Un Antihéroe Religioso

1 comentarios

El Predicador de Harold Robbins - Un Antihéroe Religioso

La figura del antihéroe está íntimamente relacionada con
la ética, la moral, valores que las más de las veces pertenecen
al mundo de la subjetividad. Por eso los antihéroes caen tan
bien, logran objetivos nobles con métodos o prácticas poco 
éticas en los conceptos tradicionales, pero el análisis subjetivo
normalmente logra imponerse sobre esas conductas para
que nos caiga bien el personaje y nos parezca algo loable su misión.


Harold Robbins con esta novela nos regala un antihéroe poco 
común: un predicador.
Constantine A. Talbott se vuelve predicador de la nada y 
su don natural para convencer a la gente termina causando que
 los grandes consorcios de la religión decidan volverlo una de 
sus figuras mediáticas que tanto dinero e influencia política 
les generan.

El Perfume - Los Templos Mentales en la Literatura

4comentarios

El Perfume - Los Templos Mentales en la Literatura

El Perfume, de Patrick Suskind 
 nos brinda un excelente ejemplo de lo que llamo Templos Mentales



El personaje principal, Grenouille, al nacer con la capacidad
olfativa sobredesarrollada a extremos mágicos comienza creando en su
interior una especie de biblioteca de olores.

Al comienzo está biblioteca se conforma de miles de olores
percibidos a su alrededor. Pero este templo no es algo básico.
Su creador mezcla los olores y lo que son miles de olores
 se vuelven millones, con la increible capacidad de Grenouille
de disfrutar dichos olores a nivel interno.

Al salir de su ciudad natal y trabajar con el perfumista Baldini,
Grenouille conoce muchos más olores, esencias, perfumes compuestos.
Esto le genera entretinimiento, disfrute, un gozo superior al aumentar los 
olores de su biblioteca a millones y las mezclas se multiplican en consecuencia.

 

Un Lector Nocturno © 2010

Blogger Templates by Splashy Templates